PRÓXIMO ESTRENO

"HOTEL TRANSILVANIA 3: MONSTRUOS DE VACACIONES" (2018) Entretenida pero nada más

[RESEÑA] Agotado por sus obligaciones en el hotel que administra, Drácula se va de crucero con su familia, donde quizás encontrará el amor.



Ha de ser difícil desarrollar películas para niños. Sobre todo aquellas que dejen de lado la edulcorada fórmula Disney para atreverse a innovar no sólo en el departamento argumental sino también en la animación.

Ahí tenemos el ejemplo de sagas como "Shrek" o "Mi villano favorito" que igual resultan atractivas no sólo para los niños sino también a los adultos, sean padres o no. 

"Hotel Transilvania" también tuvo lo suyo cuando fue estrenada en 2012 al presentarnos el lado animado de los monstruos clásicos como Drácula, Frankenstein, la momia, el hombre lobo, etc.

Si la primera destiló frescura y originalidad al iluminarnos el universo oscuro... em... de las relaciones humano-monstruos desde el punto de vista de las criatura, claro está, la segunda entrega se animó a ir un paso más adelante, al ahondar en las relaciones familiares de Drácula, su hija vampira Mavis y su yerno humano Johnny.

Esta tercera entrega trata de cambiar de tónica y ambiente pues si las primeras historias se desarrollan dentro del hotel que administra el buen Drac, ahora se ubica a los personajes a bordo de un crucero. 

Una decisión que quizás no fue la más afortunada pues a lo largo de la travesía se van olvidando los diálogos ingeniosos y las situaciones graciosas para dar paso a un humor más convencional y genérico.

La cinta está dirigida por el veterano experto en animación Genndy Tartakovsky (Samurai Jack), quien trata de seguir la fórmula ya establecida en la franquicia, pero por alguna razón no termina de cuajar en esta ocasión.

DE LA TRAMA 
Drácula se siente cansado de administrar el Hotel Transilvania. Pese a que cuenta con la ayuda de Mavis y Johnny, se siente solo y extraña la compañía de una pareja.

Mavis lo sorprende intentando conseguir citas en linea y decide llevárselo a un crucero para que se sienta mejor. 

Desde luego que va toda la tropa, incluida la gigantesca mascota familiar que los meterá en más de un lío.

El crucero tiene como destino la Atlántida vía el Triángulo de las Bermudas. Erica, la capitana, es humana, y Drácula siente un flechazo romántico al nada más verla.

El único problema es que Érica es descendiente de Abraham Van Helsing, enemigo jurado del vampiro y de todos los monstruos. ¿Podrá ser ese un obstáculo para que Drácula encuentre el amor nuevamente?

ASÍ LA VIMOS 


La gran virtud que debe tener una buena película animada es que debe resultar igual de entretenida para chicos y adultos.

La franquicia de "Hotel Transilvania" había cumplido con esta  condición pero a la peli que hoy nos ocupa le cuesta mucho mantener la atención del espectador adulto.

Y no es porque tenga una trama bastante simplona, que lo es. Se nota cierta premura en el desarrollo de los nuevos personajes, presentándolos planos y carentes de carisma.

Los que son recurrentes como Frankenstein, Blob o el hombre invisible han sido relegados. Johnny, el humano casado con la hija de Drácula, apenas si tiene incidencia en la película, pese a que en la anteriores tuvo más protagonismo.

La historia es tan genérica que hubo que echar mano a ciertas subtramas que no llega a ninguna parte, como el problema de juegos que tiene Frankenstein, o los esfuerzos de Denis y Winnie por mantener oculta a la mascota familiar.

De haberse pulido más el guión y expandido estas subtramas hubiera resultado una película bastante interesante.

Pero no nos mal interpreten. Al fin y al cabo, el filme está orientado a un público infantil que sin duda la disfrutará mucho más  que un adulto pero que, también es necesario decirlo, pasará por alto esa agenda de igualdad e inclusión que ya es común meter con calzador en cada película familiar.



EN RESUMEN
• La película pudo ser mejor, pero es una continuación adecuada para esta franquicia. De haber una cuarta entrega, los guionistas deberán esforzarse más para mantener la atención de la audiencia.

• ¿Es mejor verla doblada o en su idioma original? Eso es como preguntarle a alguien si prefiere Coca Cola o Pepsi. Es cuestión de gustos. Si bien a título personal, preferimos el idioma original, por aquello de los matices vocales que se pierden en la traducción, si uno va con niños no queda de otra que verla en español.

Y el doblaje acá no es tan terrible como en otras películas. El audio en español latino es bastante neutro, salvo uno que otro modismo mexicano que se puede perdonar. Además, respetan bastante bien el guión, no como ocurrió con "Deadpool 2", en el que se latinizaron hasta los chistes y referencias, perdiendo mucho sentido y gracia.

• ¿Los adultos se aburrirán?  No necesariamente. Siempre es divertido ver visiones distintas de personajes imprescindibles del cine de horror. Además, uno termina identificándose con ciertas situaciones por la que pasan nuestros héroes.

En pocas palabras, es una película familiar entretenida que pudo ser mejor, pero que logra mantener nuestra atención por hora y media. Además, es una buena excusa para presentarle los monstruos clásicos a las nuevas generaciones.


¿Ya la vieron? ¿La verán? ¿Qué les pareció? Nos dará gusto saber su opinión.


Ficha técnica:
Nombre original: Hotel Transylvania 3: Summer Vacation
Dirección: Genndy Tartakovsky
Con las voces de: Adam Sandler, Selena Gómez, Kevin James, Molly Shannon
Año: 2018
Estudios: Sony Pictures Animation
País de origen: Estados Unidos
Duración: 1h37m
Relación de aspecto: 1:85
Visionado: Proyección digital 4K 2D









"HOTEL TRANSILVANIA 3: MONSTRUOS DE VACACIONES" (2018) Entretenida pero nada más "HOTEL TRANSILVANIA 3: MONSTRUOS DE VACACIONES" (2018) Entretenida pero nada más Reviewed by Administrador on 1:13 p.m. Rating: 5

No hay comentarios.