Estreno 18 de julio

"ALIEN: COVENANT" (2017) ¡Xenomorfos al extremo!

[RESEÑA] La tripulación del Covenant, que se dirige a colonizar un planeta, encuentra un mundo paradisíaco pero con una terrible amenaza biológica.

Si algún mérito tiene la saga de Alien es que ha sabido mantener la frescura.

Algo muy difícil en un mundo en el que todo lo que uno debe saber sobre los xenomorfos está al alcance de una conexión a internet.

Pero como dicen, más sabe el diablo por viejo que por diablo, así que Ridley Scott, a sus 80 años, nos vuelve a sorprender en este su tercer acercamiento al universo que él mismo inició en 1979 con "El octavo pasajero".

Ya en Prometheus nos había dado atisbos del origen de una de las criaturas más mortíferas del cine, pero en esta nueva entrega Scott deja de lado lo políticamente correcto para llevarnos por un tour de force de terror viscoso.

DE LA TRAMA
Esta historia se sitúa diez años después de los sucesos de "Prometheus"

A bordo de la nave Covenant viajan unos dos mil colonos rumbo a un planeta remoto con la intención de conquistarlo. Pero una tormenta espacial daña la nave amenazando la misión.

La tripulación es despertada de su sueño criogénico para reparar la nave y en ese proceso reciben una extraña transmisión radiofónica.

Al ubicar el origen de la señal, descubren que se trata de un planeta similar a la Tierra y que está a poca distancia. Entre continuar un viaje de siete años rumbo a su destino original o intentar asentarse en el mundo recién descubierto, la decisión no es difícil de tomar.

Al llegar hallan los restos de una nave que resulta ser la que sirvió de escape para el androide David (Michael Fassbender) y la arqueóloga Elizabeth Shawn en "Prometheus".

En ella también viajaba el organismo patógeno que da origen a los xenomorfos por lo que no es difícil adivinar el destino que le espera a los colonizadores.

Uno pensaría que está viendo un refrito más de la peli original pero es probable que Scott lo haya hecho de forma deliberada para que el espectador baje la guardia y no imagine el horror que le aguarda.

El cineasta deja de lado el ambiente estilizado de "Prometheus" para regalarnos un segundo acto al más puro cine B lleno de terror viscoso, criaturas mutantes y generosos litros de sangre.


ASÍ LA VIMOS
Nos sigue sorprendiendo la vitalidad del director británico. A sus 80 años orquestó una puesta en escena impecable, con un ritmo casi perfecto que pocas veces decae. ¡Y de qué manera lo hizo! "Alien: Covenant" es una obra al más puro estilo old school en el que las tomas grabadas con cámaras temblorosas no tienen cabida.

El violento nacimiento de las criaturas se muestra en cuidadosos primeros planos, con lujo de detalles, sin dejar nada a la imaginación. Casi rozando la frontera del porn gore, provocando un horror visceral.

Y por si fuera poco, también nos enfrenta al miedo sicológico, más sutil y profundo, encarnado en el siniestro androide David.

Acá remarcamos el talento de Michael Fassbender, un actor que está destinado a ser uno de los grandes referentes histriónicos de estos tiempos. 

Además de David, interpreta a Walter, el androide que viaja a bordo del Covenant. El encuentro de ambos da pie a una de las secuencias más memorables del filme. 

No todos los días se puede ver a dos inteligencias artificiales filosofando sobre el origen y el propósito del yo en el universo, sobre el ¿de donde vengo? y el ¿a dónde voy? que tarde o temprano todos nos preguntamos.

Katherine Waterston y su personaje de Daniels no llegan a la altura de la teniente Ripley en la saga original pero es una adecuada heroína de acción. 

Como ya apuntamos, es cine B pero con presupuesto de primera. Y eso se nota en el diseño de producción y los VFX. El mundo al que llegan nuestros héroes es inquietante y hermoso al mismo tiempo.

Las tomas espaciales y el diseño de las naves nos hacen creer que estamos flotando en el espacio.

Quizás la banda sonora no logra estar a la altura y probablemente la actuación de algunos personajes de reparto sea promedio, pero al final eso no importa cuando salimos del cine con una sonrisita nerviosa, con esa sensación de haber sobrevivido una vez más, a un encuentro con Scott y sus amadas criaturas espaciales

EN RESUMEN.
¿Vale la pena verla? Aunque no seamos fans de la saga ni de los monstruos galácticos, la película es sin duda uno de los estrenos más sólidos de la temporada. 

¿En qué momento encaja en la saga entera? Ocurre diez años después de los sucesos de "Prometeo" y veintitantos antes de "El octavo pasajero"

¿Habrán más películas? En una entrevista reciente a Scott se le salió un titulo provisional "Alien: Awakening" y comentó que le gustaría filmar una trilogía más... Sólo esperamos que los dioses del cine le den suficiente vida. Ya de perdida le pedimos a la Weyland Corp. que lo clone para nosotros. 




¿Ya la vieron? ¿La verán? ¿Qué opinan?
"ALIEN: COVENANT" (2017) ¡Xenomorfos al extremo! "ALIEN: COVENANT" (2017) ¡Xenomorfos al extremo! Reviewed by Administrador on 8:36 a.m. Rating: 5

No hay comentarios.